Phone: +56 22 584 8153

opciones detalle

Contratos, transados en Bolsa, a través de los cuales el comprador o titular adquiere a un cierto valor el derecho, pero no la obligación, de comprar o vender a un precio prefijado, y durante un plazo establecido una cantidad determinada de un activo.

Características


Los contratos de opciones sobre activos, son instrumentos financieros estandarizados, que mediante el pago de una prima de la opción, otorgan a su poseedor (comprador o tomador) el derecho, pero no la obligación, de comprar o vender a un precio previamente establecido y durante un plazo prefijado, una cantidad determinada del activo individualizado en el contrato.

Por otro lado, los vendedores de los contratos de Opciones (o "lanzadores") tienen la obligación de vender o comprar el activo objeto en los mismos términos anteriormente señalados, en el caso que el comprador (o "tomador") de las opciones manifieste su deseo de ejecutar la opción.

Existen dos tipos básicos de opciones que se pueden transar:



1. Contrato de opción de compra (call): derecho a comprar a un precio determinado.


2. Contrato de opción de venta (put): derecho a vender a un precio determinado.



Un lanzador puede ofrecer, tanto opciones de Compra (call), como opciones de venta (put).

Un comprador puede comprar opciones de compra (call) u opciones de venta (put).



El precio del ejercicio es el precio al que debe efectuarse la compra o venta del activo, en caso de que el tomador ejerza el derecho de la opción.

¿Con quién se contrata?

El contrato se realiza entre las partes y es un corredor de bolsa quien hace el calce entre el vendedor y el comprador.

¿A quién está dirigido?

A personas que buscan cubrirse de riesgos financieros y a inversionistas dispuestos a asumir riesgos a cambio de una probable ganancia.

¿Cómo funciona?

Para contratar una opción, el interesado debe dirigirse a un intermediario de valores y consultar sobre los requisitos que debe cumplir.

Para adquirir una opción de compra o de venta es necesario hacer un desembolso inicial (que se denomina "prima de la opción"), cuyo valor depende, fundamentalmente, del precio que tenga en el mercado el activo que es objeto del contrato, de la variabilidad de ese precio y del período de tiempo entre la fecha en que se firma el contrato y la fecha en que éste expira.

La opción que no es ejercida implica asumir el costo de la prima pagada como pérdida.
Montos involucrados
 
Los montos transados, sea de compra o de venta se determinan sobre la base de un conjunto de acciones, cuya base puede ser 100 unidades u otra, también puede tratarse de opciones sobre índices basados en acciones, medido por el precio de ejercicio acordado en el contrato.


Precauciones y Advertencias

Lea bien y asegúrese de entender el contrato que firma.
 En caso de tener alguna duda, como inversionista puede pedir toda la información que estime conveniente, y el intermediario de valores debe aclararlas.
 Si contrata a través de corredores de bolsa o agentes de valores internacionales, compruebe que éstos se encuentren inscritos y vigentes en el Registro de Corredores de Bolsa y Agentes de Valores de su correspondiente país.
Evalúe si está dispuesto a asumir los riesgos implícitos en el contrato.
 El vendedor o lanzador no puede ceder sus derechos, pero sí el comprador o tomador de un contrato de opción.
 El activo que subyace al contrato de opción es embargable por los acreedores del o los titulares del activo.
 La liquidez de las opciones depende de la presencia de una contraparte interesada.

Costos asociados

Podrían existir cobros de intermediación, por el servicio prestado. Además, si el comprador desea ejercer la opción call, deberá aportar los fondos necesarios según el precio acordado.

Fuente: Superintendencia de Valores y Seguros (SVS)